La carta de Santa Burg es el vivo reflejo de su autor, Alain Guiard, que pone en cada hamburguesa un punto de locura, de sofisticacion y de creatividad. La materia prima, carne de vaca frisona Dry Aged de primerísima calidad, se cuece en su propio jugo.